Comer en Siria

Tabule

La gastronomía árabe engloba el conjunto de cocinas pertenecientes a los distintos países árabes, que van desde los Estados Árabes del Golfo hasta los que están inmersos en la Península Arábica.

Ahora bien, hablar de la cocina árabe es demasiado amplio, por lo que hoy estaremos enfocándonos principalmente a Siria, localizado en las orillas del Mar Mediterráneo, en Medio Oriente. Contando con influencias de la gastronomía mediterránea y egipcia, Siria, al ubicarse a pocos kilómetros de Turquía, hace que, algunos de sus platos, sean de similar preparación.

Eso si, quiero comentarles un pequeño detalle y muy importante por cierto. Los sirios tienen la costumbre de tomar la comida como una pieza esencial. Tal es así que está siempre está presente y en caso de que un sirio os invite a su casa, no se sorprendan de ver cantidades exageradas de alimentos. Esto es debido a una antigua norma de hospitalidad que aconsejaba brindar el doble de comida de lo que se espera que ingieran por invitados.

Las entradas más consumidas:

Las entradas en Siria, son servidas en pequeños posillos o platos, previamente a la comida principal. Entre ellas podemos nombrar al mezze, las cremas como hummus (realizada con garbanzos y sésamo), la baba agnus (de berenjena ahumada), el mutabbal (también hecho con berenjena) y por fin, una crema elaborada a base de yogur, pepino, menta, ajo y aceite. Cualquiera de ellos, se suele untar en los deliciosos panes árabes (hubz).

Platos principales:

Una de las elaboraciones principales es el pan plano de Pita (conocido como khubz), de forma redonda y sabor único. Pero además, podemos señalar comidas como el Baba Ghanoush: una pasta hecha a base de puré de berenjenas, donde su mejor acompañamiento es el pan de Pita.

Y dentro de sus ensaladas, las más típicas son el tabulé (realizada con perejil, bulgur, tomate, lechuga, trigo y otras hierbas de aroma fuerte servidas con jugo de limón) o bien, el fattoush (verduras cortadas en tamaños grandes salteadas con sumac, una planta de sabor ácido). Claro que existen también cantidades de platos de suma elaboración como los pepinos rellenos, el mujaddara, el magrebiyye, una especie de bola de sémola y especias a vapor.

Postres típicos:

Siria se caracteriza por sus pastelillos. Entre sus postres se destacan el mahlabiyye, un producto lácteo con escencia de azahar, almendras y pistachos. Y también los quesos dulces, (bastante empalagosos para paladares que no están acostumbrados) elaborados con almíbar, nueces y miel y anacardos picados.

Bebidas:

Cuando tengan la oportunidad de sentarse en un restaurante sirio, no olviden pedir té o café árabe. El detalle es que no deben tomarlo con leche.

Por lo general, las bebidas que se suelen tomar son el zuhurat (té de manzanilla con flores silvestres) y el ayran (bebida de yogur, sal y agua).

En cuanto a bebidas alcohólicas, podemos nombrar el arak y la cerveza, (Barada y al-Sharq).

Imprimir

Tags:


Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top