Tortilla de Ostra, cocina en Taiwán

Tortilla de Ostra

La cocina de Taiwán suele estar relacionada con las provincias del centro y Sur de China, como así también la gastronomía de Japón ya que en su momento fue denominado por éste último. Pues aquí es posible deleitar preparaciones típicas como la sopa espesa vermicelli de ostra, el cerdo graso troceado, el estofado con salsa de soja, el pastel de cerdo al vapor con pepino o bien, la tortilla de ostras o dicho en chino owa chien, sobre la que dedicaremos atención.

De esta manera, os comento que este clásico preparado de Taiwán tiene su origen en las cocinas de Chaoshan y Fujian. Sin embargo, hoy en día su popularidad alcanzó rincones como Guangdong, Hong Kong, Malasia, Singapur, Filipinas y desde luego, los mercados nocturnos de Taiwán.

En sí, tal elaboración consta de una tortilla hecha con huevo y su relleno contiene pequeñas ostras. Lo que se agrega es almidón en el huevo batido como para poder brindarle una mejor consistencia y lo deseáis, para fritar la tortilla podéis utilizar manteca de cerdo. En caso de que no tengáis ostras, recuerden que es posible hacer la receta con gambas (pero en este caso, la preparación pasaría a llamarse tortilla de gambas).

Ingredientes:

  • 3 docenas de ostras frescas
  • 15 cucharadas soperas de harina
  • 10 huevos frescos
  • Leche cantidad necesaria
  • 3 o 4 limones
  • Aceite
  • Sal
  • Pimienta

Preparación:

– Debéis ser muy cuidadosos al momento de lavar las ostras. Una vez que están lavadas, tenéis que extraer cada ostra de su concha y partirla con un cuchillo filoso en pequeños trozos. A continuación, incorporarlas en un bol repleto de sal, pimienta y limón para lograr que adquieran gusto y evitar que se pongan feas.

– Ahora si, en otro bol batir los 10 huevos y añadir la harina poco a poco. Seguidamente a este paso, agregar la leche también de a poco hasta que observéis que se forma una especie de pasta consistente.

– Cuando esté lista la pasta, en ese mismo momento quitar las ostras de la sal y el limón y llevarlas a la mezcla.

– Encender el fuego a temperatura media, echar un chorro de aceite (buena cantidad como para que no se pegue la tortilla en ninguno de sus costados) y ahora si, distribuir la preparación de manera prolija. Dejar cocinar por unos 5 o 10 minutos y darla vuelta. Esperar hasta ver que se cocinan todas sus paredes y listo! Servir en una fuente.

Foto: Wikipedia

Imprimir

Tags:


Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top