Como preparar la salsa Tahini

Tahini

La salsa Tahini (también conocida como Tahina o Tahín) es una pasta elaborada a base de sésamo que se puede usar o bien como ingrediente para acompañar otros platos  (tales como el Hummus o el Falafel) o bien para comer untada en pan, siendo ideal comerla en pan pita recién sacado del horno.

Se utiliza preferentemente en el norte de África, las Islas Griegas y Oriente Medio, siendo mencionada en un registro histórico por primera vez hace más de 4 milenios como una ofrenda para los dioses del vino. También Heródoto nos hablaba del cultivo del sésamo como elemento del que se extraía el aceite.

La salsa Tahini es muy sencilla de preparar siempre y cuando tengamos en cuenta algunos detalles en su elaboración, y no nos llevará más de quince minutos, quedando después lista tanto para comerla untada en pan como para añadirla a otros guisos para potenciar su sabor.

INGREDIENTES

Aquí tenéis la lista de ingredientes necesarios:

– Dos cucharadas de semillas de sésamo (Ajonjolí)
– 4 cucharadas de aceite de oliva
– Sal

ELABORACIÓN

Este es el modo de preparación:

– En primer lugar hemos de saber si el sésamo del que disponemos está tostado o no, en caso de no estarlo deberemos enjuagarlo en agua y luego escurrirlo muy bien. Después lo tostaremos en una sartén (sin aceite) a fuego medio-alto hasta que los granos esté ligeramente dorados. En caso de disponer de sésamo tostado previamente podemos obviar esta parte.

– Una vez listas las dejaremos enfriar bien (para evitar que al triturarlas en la picadora puedan quemarse y amargar) y luego le añadiremos el aceite de oliva y una pizca de sal antes de triturarlas, usando o bien un mortero o bien una picadora eléctrica. Hemos de tener cuidado de que la mezcla quede lo más uniforme posible, procurando dejar el menor número de trozos de cáscara posibles.

– Es posible que necesitemos algo de líquido adicional para dejar la salsa suelta, y podremos usar un poco de agua para este fin. Sabremos que está lista cuando obtengamos una pasta uniforme y que se puede untar, aunque su textura final dependerá del uso que le queramos dar, si es para usarla como salsa o como pasta.

CONSEJOS

– Es posible elaborar el Tahini sin tostar previamente el sésamo, aunque nos resultará una pasta de menor intensidad de sabor.

Foto vía: Miansari66

Imprimir

Tags: ,


Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top