Rosca de Reyes, un dulce religioso

Rosca de reyes

La rosca de reyes, roscón de reyes, galette des rois o torta de reyes, entre algunos nombres más, es un dulce que solemos comer el 6 de enero, día en que se celebra los Reyes Magos en muchas partes del mundo.

Esta rosca de reyes, con sus diversos ingredientes y forma, contiene muchos significados y mensajes. Quizás muchos desconocen estos datos y solo se preocupan en disfrutar esta delicia, pero es bueno conocer que encierra la rosca de reyes y por supuesto, cómo elaborarla.

Comenzando con el significado, diremos que la rosca de reyes representa una corona que se debe adornar con frutos secos y cristalizados de diversos colores, haciendo alusión a las joyas que estaban incrustadas en las coronas de los Santos Reyes, las cuales significan paz, amor y felicidad. El hecho de que la rosca sea redonda también alude al amor eterno de Dios, el cual no tiene principio ni fin.

Así mismo, las roscas deben contener un niño escondido, representando la situación cuando María y José escondieron al niño Jesús para refugiarlo de Herodes. Este mismo hecho, el estar Jesús escondido, hizo que los Reyes Magos no lo encontraran porque la estrella desaparecía.

Ahora sí, retomando nuestra rosca, y según la tradición, quien encuentre al niño lo deberá cuidar hasta el 2 de Febrero, cuando lo presentará al templo, tal como lo hizo la Virgen María.

Como podemos ver, esta rosca de reyes que prepararemos para comer el 6 de Enero, encierra muchos significados importantes. A continuación os pasaré la receta, esperando que disfruten un hermoso día de Reyes Magos.

Ingredientes:

  • 500 gramos de harina
  • 15 gramos de levadura
  • 200 gramos de manteca
  • 120 gramos de azúcar
  • 3 huevos
  • 7 yemas
  • 2 cucharadas de agua de azahar
  • Rayadura de limón
  • Rayadura de naranja
  • Frutas cristalizadas a gusto
  • Un poco de sal
  • 2 huevos para pintar la rosca
  • 120 gramos de azúcar granulada para espolvorear
  • Muñequitos a gusto

Elaboración:

– Colocar la levadura con un poco de agua tibia (10 cucharadas) y agregar la harina necesaria (solo un poco) hasta formar una masa. Luego la dejaremos cerca del calor hasta que duplique su volumen.

– El resto de la harina la ubicaremos en forma redonda, como un nido. Dentro de este redondel de harina colocaremos los huevos enteros, el azúcar y la pizca de sal. Mezclar todo junto a las 7 yemas, el agua de azahar, la ralladura de limón, de naranja, la masa de la levadura y para finalizar la manteca. Mezclar bien y luego colocar en un bol.

– Dejar reposar 6 horas en algún lugar tibio, o el doble de tiempo en temperatura ambiente.

– Luego del reposo, volveremos a amasar, colocando los muñequitos, y formaremos dos roscas sobre asaderas de horno, previamente enmantecadas.

– Se adorna con frutas cristalizadas a gusto, se colorea con los huevos y se esparce el azúcar granulado.

– Llevar a horno a una temperatura de 180 grados por 15 o 20 minutos aproximadamente.

Fotovia: Daily Yonder

Imprimir

Tags:



Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top