La pizza y sus dos verdades

Pizza

Luego de estar investigando sobre los orígenes de la pizza, pude observar que no solo los italianos figuran como protagonistas, sino que también antiguamente judíos y egipcios solían comer este tipo de comida.

Ahora bien, para que comprendan de qué les hablo, os cuento que la pizza es un pan realizado con harina y levadura y cubierto de diversos ingredientes como mozarella, salsa de tomate, orégano, huevo, etc.

Los comienzos de la pizza fue hace alrededor de tres mil años a partir de la realización de bollos planos calentados en piedras. Su consumo se inició en el momento que los egipcios descubrieron la levadura y esto permitió que “esos bollos” elevaran y se puedan ingerir. Sin embargo, otra teoría se remonta a los romanos. Estos, al igual que los egipcios, acostumbraban a comer este tipo de pan en forma de círculo y posteriormente calentado.

Aceptada cualquiera de las dos teorías, lo más importante es que se den la oportunidad de probar cualquiera de las variedades que ofrece la pizza. Sinceramente es una comida deliciosa, fácil de realizar y práctica al momento de juntarse grandes grupos de amigos o familia. En mi opinión, cuanto más finita es la masa más crocante es, claro que el grosor lo van a medir ustedes, pero es bueno que lo tengan en cuenta.

Ingredientes para 4 pizzas:

· 1 kilo de harina 0000 (cuatro ceros)
· Sal fina a gusto
· 2 tazas y media de agua tibia. Una buena opción es que agreguen un poquito de leche y quitar un tanto de agua para darle mayor sabor.
· 2 cucharaditas de aceite
· 30 gramos de levadura (en cubito)

Preparación:

– Tomar un bol y agregar las 2 tazas y media de agua tibia, la sal fina, los 30 gramos de levadura y las 2 cucharadas de aceite. Mezclar bien y dejar reposar 20 minutos.

– Por otra parte, colocar sobre la mesa la harina 0000 y darle forma de volcán.

– Una vez que hayan dejado reposar la levadura, hacer un círculo en el medio y agregar el líquido. Comenzar a amasar y una vez que obtienen una consistencia unida y lisa, separar en bollos, tapar con un trapo limpio y seco y descansar por 40 minutos. Pasado este tiempo ya van a poder empezar a realizar las pizzas.

– Cada bollo es una pizza. Tomar una pizzera y extender la masa desde el centro a los extremos, pueden ayudarse con las manos o con un palo de amasar y pintar con salsa de tomate. Introducir en horno durante 15 minutos a fuego mediano.

– De esta manera lo que van a ir obteniendo son PRE pizzas. A medida que vayan quitando las mismas, tienen muchísimas opciones para terminarlas. Algunas de mis preferidas son: mozarrella con jamón cocido, mozarrella con morrones y jamón cocido, mozarrella con pedacitos de atún o mozarrella con rodajas de tomate. Cuando agreguen los ingredientes que más les gusten, darle otro golpe en horno.

No olviden comprar un buen queso, pueden optar por el cuartirolo o queso cremoso de alguna buena marca.

Foto: Recetasdecocinablog

Imprimir

Tags:



2 comentarios

  1. cjkkle dice:

    El origen real de la pizza fue con la gente que no tenia que comer, entonces lo que se hacia era buscar todos los restos, todo lo que habia sobrado en la cocina se ponia en una masa y … oh maravilla, el resultado era buenisimo!

  2. La pizza, ese gran invento y que muchos toman por un alimento poco saludable cuando es tooodo lo contrario. También depende de lo que lleve pero vamos, que es muy nutritiva, especialmente las que preparamos con recetas mediterráneas :)

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top