Borek, empanadas de Argelia

Borek, empanadas de Argelia

Argelia es uno de los países que ofrece un amplio abanico de platos típicos, generalmente rellenos de aromas y sabores fuertes otorgados por las especias como azafrán, jengibre, ajo, comino, canela, menta y perejil. Sin embargo, dentro de la gastronomía de Argelia, podéis encontrar delicias como el cuscus, hecho con sémola de trigo, la carne de pollo, el cordero aromatizado, exquisitas sopas, arroces cocinado de diferentes maneras y una particular elaboración llamada borek.

El borek o bureka es parecido a una empanada, el cual se realiza con una pasta de pan especial llamada phyllo y por lo general, su relleno consta de queso, carne picada o vegetales como espinaca. En tanto a cómo debe comerse, se suele ingerir con la mano y se sirve con un papel absorbente. Como acompañamiento podéis optar por yogur natural.

Pues ahora si, comencemos con la receta de Argelia, pensada para cuatro comensales.

Ingredientes para el borek:

  • 300 gramos de carne de cordero
  • 3 huevos
  • Pimienta
  • Canela
  • 2 cebollas grandes
  • Perejil
  • 12 hojas de pasta filo
  • Aceite para freír

Preparación del borek:

– Tomar una cacerola y cocinar a fuego suave la carne picada, la cebolla previamente cortada en finas rodajas, con el resto de los ingredientes como pimienta, canela y perejil hasta observar que la elaboración está lista.

– A continuación, echar un chorrito de agua y dejar que evapore poco a poco. Finalmente añadir uno a uno los huevos hasta que se mezclen muy bien con la carne ya lista.

– Una vez que tenéis preparado la carne, tomar la pasta filo y abrirla agregando dentro de la misma la mezcla de carne. Enrollar con mucho cuidado para evitar que se rompa y a continuación tomar una olla con aceite bien caliente.

– Dorar cada ejemplar y servir con papel absorbente o bien, en un clásico plato de Argelia acompañado de un pote de yogur natural.

Ingredientes para el yogur natural:

  • 1 litro de leche entera
  • 1 pote de yogur natural o desnatado

Preparación del yogur natural:

– Calentar la leche en una olla hasta alcanzar lo 85 grados, evitando que llegue a hervir. Dejar enfriar hasta que alcance los 45 grados.

– Cuando la leche está tibia colocarla en un recipiente de vidrio y agregar dos cucharadas soperas de yogur natural y remover bien hasta que se disuelva.

– Tapar el recipiente con una tapa o un paño limpio y dejar reposar unas 7 horas evitando que se enfríe. Pasado el tiempo, la leche debe haber coagulado de forma homogénea. De no ser así, dejar reposar un poquito más.

– Cuando esté listo, sentiréis un suave aroma láctico clásico del yogur. Entonces si, colocarlo en la nevera, con un plazo máximo de una semana de mantenimiento.

Foto: Ruta de la seda

Imprimir

Tags: ,


Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top