Receta de Rakfisk, plato tradicional de Noruega

Receta de Rakfisk, plato tradicional de Noruega

Noruega es un país que se caracteriza por contar con una gastronomía exquisita. Sus materias primas están completamente relacionadas con las montañas, el mar y parajes agrestes. Por eso mismo, algunos ingredientes típicos que podéis encontrar en la cocina de Noruega son el salmón ahumado con huevo revuelto, el salmón enterrado con hierbas y especies, la trucha fermentada o bien el delicioso rakfisk, servido por lo general con patatas cocidas, nata ácida, cebollas rojas salteadas, todo sobre un pan aplanado.

De esta manera, os invito a elaborar la receta de rakfisk, ideal para realizar en una reunión de amigos o familiares, por su practicidad y facilidad de preparación.

Dicho plato, además de ser parte de las comidas típicas de Noruega, es una realización que posee pescado como trucha en salazón, que debe fermentarse por dos o tres meses y que debe servirse de forma cruda. Asimismo, está relacionado con el plato de de la cocina sueca surstromming y su origen data del año 1348.

Ingredientes para preparar los panes:

  • 4 tazas de puré de patatas
  • 125 gramos de mantequilla
  • 1/3 vaso de leche
  • Dos tazas de harina 0000
  • Una cucharadita de azúcar
  • Una cucharadita de sal

Preparación de los panes:

– Colocar el puré de patatas en un bol. Tomar una sartén y verter la leche y derretir la mantequilla. A continuación agregar el azúcar y la sal, por último debéis añadir el puré de batatas y mezclar bien.

– Luego tomar la harina y echarla sobre la preparación y seguir mezclando.

– Calentar una plancha, tomar un poco de pasta con un cucharón y estirarlo de forma redonda (evitando que sea muy fina porque se quema rápido). Pasar cada ejemplar por la plancha durante un par de minutos vuelta y vuelta.

Ingredientes para el relleno:

  • 5 o 6 filetes de trucha o salvelino en salazón fermentado por dos o tres meses
  • 5 patatas
  • 4 cebollas
  • 1 pote de crema de leche
  • Sal a gusto
  • Pimienta a gusto

Preparación del plato:

– Hervir en una cacerola con agua las patatas cortadas en pedazos no muy grandes.

– Saltear en una sartén con un chorrito de aceite las cebollas cortadas en forma de juliana (finas). Añadir sal y pimienta.

– Y por último calentar la crema de leche con una pizca de sal y pimienta a gusto.

– Ahora si, tomar cada pan y rellenarlo con un filete, una cucharada de cebollas salteadas y esparcirle crema de leche. Acompañar con patatas cocidas.

Foto: Blog oh Blog

Imprimir


Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top